lunes, junio 13, 2005


eterno amor Posted by Hello


Lokura Posted by Hello


Mi Todo Posted by Hello

domingo, junio 12, 2005

Dandy


Christian Yapezzutti Posted by Hello

martes, junio 07, 2005

Sombras.
Las de siempre
las que te acechan
las que me hunden
en un letargo
y cambian el rumbo
de mi certera flecha
errando al blanco
cayendo en la ciénaga.
Los ilusos somos
errantes de sueños
con trazos de luz suprema.
No podemos asirla;
está tan cerca
que si me acerco me incendia.
El sueño está ahi
lejano y en la Tierra.
Lastima y embelesa.
Es inevitable.
Me hizo poeta.
La magia viril
y a la vez lánguida
de que tu me quieras.

No hay distancia
entre la Tierra y el Cielo;
mi Alma cae y se eleva
en un dulce abismo
cuando te veo.
No hay un límite
no hay un Tiempo
no existe el mar
cuando el mar es este sentimiento.
Es calma, es fuego
es vida, es luz
de un fulgor intenso.
No hay Universo
si tu no eres el centro.
No hay alas,
no hacen falta...
las lleva este mismo sueño...

Si fueses divinidad
no tendrías lo que te hace
belleza terrenal.
Si fueses irreal,
sólo un lánguido espíritu
sin nada de lo corporal,
no tendría a tus ojos,
dos estrellitas
flotando en el mar.
Si fueses pagana deidad
estarías tan lejos
que yo no tendría a nadie
a quien desear.
Podrías convertirte
algún día en semidiosa
pero ahora estás acá,
tentadoramente terrenal.

Palabras de arena y viento

Tu no eres ( no necesitas serlo)
una sirena esperando la llegada de la marea.
Tu eres la sutil belleza
que con palabras alimenta
la partida hacia los Cielos
de las alas de este mágico sueño
elevado como un cometa
hacia los Tiempos.
Tu no eres ( no necesitas serlo)
la Luna pintada en el firmamento.
Eres una mujer de tibios cabellos
de ojos serenos
sólo cuando quieren serlo.
Eres la musa que logra esto.
Descorres el velo y caen en letras
estos sentimientos.

El tiempo, detenido, eterno
llena de luz a este momento.
Te estoy escribiendo
pero pintaría tus ojos bellos.
Llevo como dos gemas
engarzadas como sentimientos
la aureola de su recuerdo.
Esos ojos me elevan
a un Cielo incierto
que se desvanece
en el punto final
de mis versos.
Esos ojos,
estanque inquieto
para este poeta
sediento de sueños...

lunes, junio 06, 2005

Hay una laguna
en la que mejor nado
es agua tranquila donde el sol
posa sus rayos
fondo claro, limpio tesoro
estanque azul donde mi sed apago.
Me hundo allí
y mis tristezas lavo.
Agua bendita
donde mis heridas restaño.
Flotando en su calma
mi Alma descanso.
A esa laguna tibia
no la hallaré en el Paraíso.
La encontré en los ojos que yo amo.

Tus ojos son pura fantasía.
Son lunas reflejadas en la orilla.
Brillo de cometa en la cima.
Constelación que al errante guía.
Claridad eterna
que me ilumina ...

domingo, junio 05, 2005

Maté al Minotauro.
Tuve que hacerlo.
La horrible bestia
enfurecida arremetió
contra mi,
y su filosa cornamenta
en la empalizada de madera
se clavó.
Con un rápido movimiento
de abajo hacia arriba
mi espada atravesó su corazón.
No ha sido fácil hasta aquí
el viaje.
No sé qué otros riesgos
afrontaré en adelante.
Pero por verte otra vez, Penélope
seré digno de mi Destino
y venceré a todos los dioses
que se interpongan
en mi camino.
Estoy regresando.

Tus movimientos me mantienen en vilo,
sigo tus pasos con insistencia
aguardo tus palabras en alerta
y espero tus ojos con impaciencia,
para descubrir una señal
que me dé la certeza
de que esta noche
podré golpear a tu puerta.

lunes, mayo 30, 2005

Inexorable y lenta
la Muerte se acerca.
Me río de sus pasos
me burlo de su fría mueca
porque al final del camino
aunque ella me venza
recordaré
que cuando estuve vivo
tuve la alegría
de tenerte cerca.
Christian Yapezzutti

Madre: en tu trabajo diario
en tu lucha cotidiana
contra los enemigos del alma
demuestras las agallas
que yo nunca he tenido.
A pesar de las privaciones
de los llantos contenidos
acompañas donde sea a mi padre,
tu primer hombre, tu marido.
Y ahora que soy grande
y no encuentro mi destino
siempre tengo tus palabras
severas pero justas
para aclararme el camino


Christian Yapezzutti

Las súplicas de mi plegaria hecha poesía

solo a ti van dirigidas.

Las palabras más ricas que puedo encontrar

para mi prosa

son siempre tuyas, fugaz y hermosa.

las mágicas ideas que en papel reflejo;

en ellas, compruébalo tu misma,

mi corazón te dejo.




Christian Yapezzutti

En el campo de los sentidos
la sensaciones que captan
tienen un ser definido.
Tu fragancia de mujer
hipnotiza mi sentido del olfato.
Mis oídos se detienen
al son de tu argentina voz.
La delicia de tu boca
el más sublime amor
la avidez de mis ojos
recorriendo tu figura.
Tomarte de la cintura;
comienzo a usar el tacto.
En el campo de mis sentidos
tu eres un ser definido
y cuando entro
en tu preciado refugio
ellos se mezclan
y terminan rendidos.

Christian Yapezzutti



Cuando en la Estigia laguna, atormentado viaje

y el Caronte me señale la orilla de mi Eternidad,

todo habré abandonado, pero el recuerdo de tu amor

hasta allí me acompañará.

Cuando el brillo de mis ojos se apague,

antes de huir al más allá,

la esencia de tu mirada se llevará.

Cuando abordes la barca en tu viaje final, nada temas.

porque en la otra orilla, mi alma te esperará.


Christian Yapezzutti

SOS UNA BELLEZA
EN EL MUNDO
DE LA TECNOLOGÍA
SOS BRILLO EN PELO (PELO NUEVO)
RUBIA CASCADA
EMBRUJO LOCO QUE ME FASCINA.

SOS CINTURA FINA
DONDE FORTALEZCO MIS ANSIAS
PARA LLEGAR A TU TIERNA GUARIDA.

SOS PIERNAS DE JUNCO
PIEL DE ÉBANO
QUE MI MANO TRANSITA.

SOS BOCA FRESCA
PARA MI SED DE AUSENCIAS.

SOS LOS OJOS DE LA ESTRELLA
QUE HACEN DE MI NOCHE,
MÁGICO DÍA.

SOS BANDERA,
MI PATRIA, MI VIGÍA
QUE ONDEA ORGULLOSA
APARTADA DEL ABISMO
EN LA LEJANÍA DE LA CIMA.

SOS VEHEMENCIA
QUE A MI ESPÍRITU DOBLEGA.

SOS TODO ESO
Y TE TENGO AQUÍ, CERCA.

La locura de quererte
es el peor tormento
que en mi vida he elegido.
Es a la vez inquieta alegría
por descubrirlo
y dulce castigo
para mi corazón herido.
Si lo notas algún día
si ves que me preocupa
estar a solas contigo,
sé buena:
no me lo digas.
Ya el hecho de amarte
evitando que lo sepas
es toda lucha
entre mi razón
y mis reales sentidos.
Sentimientos definidos
sin medias tintas
en el estanque de tus ojos
estoy sumergido.


Christian Yapezzutti

jueves, abril 28, 2005

Yo creo
¡Que me vuelves loco
con tu cobrizo pelo!
Es cascada tinta
en la que me sumerjo.
ser su dueño
es mi mayor desvelo.
Lograrlo
me catapultaría al Cielo.
Tu pelo es
lo que más deseo
porque cae sobre esos hombros
que acariciar quiero.

En el lunar de tu espalda
oscura perla de nácar
está el agujero negro
por el cual mi vida escapa.
Si te tomo por detrás
no soy yo quien te rodea
eres tu la que en verdad
me atrapa.
Si en las mañanas otros prefieren
leer tiernas cartas
o ducharse en una fría cascada
yo me quedo, en cambio,
acariciando tu espalda
para empezar en tu lunar
y terminar en tu guarida cálida.